Restauración y cuidado de muñecas antiguas.
Historias de vínculos con su muñeca, narrada por sus dueñas o por las hijas...
Patrimonio nacional y global

jueves, 18 de noviembre de 2010

Restaurar una muñeca: La Pintura

La pintura de una muñeca se puede realizar con múltiple cantidad de productos y técnicas, como por ejemplo con aerógrafo. En esta oportunidad pintaremos con acrílicos, con pincel.
No hay mucha más para agregar en este caso, solo que los artitas de época, que pintaban las muñecas de pasta lo hacían con exquisitez, logrando realismo en las obras terminadas, cada una única e irrepetible.



Podemos comenzar con el torso, que es sencillo, a medida que lo pintamos observamos el formato del molde, que si bien no presenta la solidez de un cuerpo importado, tiene exquisitos detalles, que la pintura irá resaltando. Siempre es bueno observar detenidamente en cada paso que demos.






Como puede observarse en esta foto, el molde marca los omóplatos, la columna y una colita bien marcada.
Más adelante vamos a clasificar los diferentes tipos de cuerpos.


Le damos una mano de pintura con el pincel Nº 8 ,10 ó 12 según nuestra preferencia. Yo uso un 8.



Una sola mano y esperamos hasta que esté bien seco. Hay que tener preparado dónde lo vamos a apoyar o colgar.
En este caso yo lo apoyé sobre un frasquito plástico que calza justo.




Damos otra mano cuando esté seca la primera y cuando esté seca evaluamos si es necesaria una tercera. En este caso no lo es.






Seguimos con los bracitos de la misma forma. Damos una mano de pintura, dejamos secar. Damos otra mano y evaluamos.






Con los brazos no terminamos ya que debemos pintar de rojo las uñas y darle algo de color rosado en el antebrazo 
El color de las uñas debe ser parecido al de los labios.
Preparé rojo con borra vino y pinté con un liner. Con rubor rosado le di color al antebrazo, fretando suavemente para que quede parejo. Si se me acumula en alguna parte que la pintura presente un reborde, debo sacarlo con un paño húmedo y cuando se seque, volver a repetir la operación.
Los bracitos hay que colgarlos para que se sequen adecuadamente.



 



Tomamos las piernas y repetimos la operación. Pintamos una mano, luego la otra. colgamos las piezas en cada mano para que no se deterioren. Damos un poco de color con rubor en pantorrilla y empeine.




Vamos a la cabeza.


 Pintamos igual que el resto del cuerpo. Una mano, dejamos secar. Otra mano, dejamos secar, siendo muy cuidadosos.


Los labios debemos detallarlos con un liner. No vamos a usar un frasco, así que el color lo preparamos en un recipiente pequeño (yo lo preparé en una tacita de té de muñecas) y lo guardamos en una bosilta de nylon para que no se seque entre pintura y pintura.
Ahora maquillamos y pintamos las cejas.
El rubor lo ponemos en poca cantidad ya que la muñequita que teníamos no presentaba color en los cachetes.

Ya tenemos todo listos para aplicar la mano de Laca.



1 comentario:

  1. hola que pinturas has usado? que pintura se usaría para una cabeza de biscuit? gracias un excelente trabajo.

    ResponderEliminar